jueves, 7 de junio de 2012

Susto no espanto

Rafael Cerro recibiendo a su primero
Plaza de Toros Real Maestranza de Sevilla
Tarde primaveral con algo de viento
Mas de media plaza.
Se lidiaron novillos de Montealto, bien presentados y de juego desigual, mansos en lineas generales.
Sergio Flores,malva y oro, palmas tras aviso y silencio.
Rafael Cerro,celeste y oro, ovación y vuelta al ruedo.
Juan Ortega,espuma de mar y azabache, ovación y ovación.
Tarde de poco resultado artistico para un dia grande de Sevilla como es el dia del Corpus. El novillero extremeño Rafael Cerro ha sido el protagonista de los momentos más destacados en la novillada celebrada hoy en la Real Maestranza de Caballería de Sevilla. Sus compañeros de cartel, Sergio Flores y Juan Ortega, que se presentaba en Sevilla, se fueron de vacío, aunque este último fue ovacionado en los dos novillos de su lote.
Estuvo protagonizado tambien por varios sustos tanto para Cerro como Flores pero no de Espanto, pues se pudo complicar si ambos novillos se emplean con acierto, pero ellos sacaron raza torera para con mas impetu dejar su impronta.
El mexicano Flores abrio tarde pero fue devuelto su primero, con el sobrero del mismo hierro, lo recibio bien con la capa hasta los medios, en la muleta no cogio el sitio y el animal con cabezazos pillando los trastos hizo nula la faena, mas matando de pinchazo. Con su segundo de la tarde estuvo algo mas firme por el piton derecho sacando buenas series, mato de estocada.
Rafael Cerro recibio al primero de rodillas con dos faroles y tambien lo hizo con la muleta hasta llevarlo a los medios sacando muy buenas series por el piton derecho con cambios de mano, pero el animal se rajo y dio estocada.
En el quinto de la tarde lo recibio a portagayola como sale en la foto y fue arrollado, por suerte, varias veronicas a destacar y que anduvo delante del animal para sacar alguna serie en esencia al natural, termino con bernardinas y fallando con la espalda.
Juan Ortega, se presentaba en Sevilla dejando muy buen gusto y gran tecnica, se vio gustosidad en sus maneras pero por sus oponentes no tuvo suerte para desarrollarlo.
Foto: Sandra Carbonero.

No hay comentarios: